emyr (Reinos Olvidados) (Spanish Edition) by Ed Greenwood

By Ed Greenwood

Show description

Read Online or Download emyr (Reinos Olvidados) (Spanish Edition) PDF

Similar literatura y ficcion books

El Paraiso En La Otra Esquina

A century handed among the delivery of vegetation Trist? n and the demise of her grandson, the good painter Paul Gauguin. They by no means met, yet either dreamed, every one of their personal manner, with a greater international. With this novel we get to grasp those nice personalities that had related features: a powerful stubbornness and a bulletproof decision and motivation.

Obras completas 1975-1985 (Spanish Edition)

Obras completas Vol III: 1975-1985

Luna Nueva (New Moon) (Twilight Saga, Book 2)

Legions of readers entranced by way of the hot York instances bestseller Twilight will not be disenchanted by way of this gripping sequel. In New Moon, Stephenie Meyer can provide one other impossible to resist blend of romance and suspense with a supernatural twist. Passionate, riveting, and deeply relocating, this vampire love saga is easily on its technique to literary immortality.

El fraude de la Sábana Santa

Un artista anonimo del siglo XIV descubrio los principios de los angeles fotografia y falsifico el sudario de Cristo. Hoy, aquella reliquia ha dado origen a una seudociencia, sustentada por poderosas asociaciones y sectas de todo el mundo. El objeto de sindonologia es probar con argumentos cientificos que Cristo fue Dios.

Additional resources for emyr (Reinos Olvidados) (Spanish Edition)

Example text

O las abandonaran a edad temprana, para que aprendieran a cuidarse por sí mismas. En aquel instante llegaron los últimos moradores del campamento, arrastrando un gamo enorme: ¡otra pieza cobrada en los bosques, propiedad de los elfos y los lobos! Dos ciervos se asaban en el fuego, y otra pareja harapienta mataba el tiempo entre una nube de moscas. Alea maldijo entre dientes. ¡No necesitaban comida, pero seguían expoliando el bosque! Hacía dos días que había encontrado el lugar donde habían cazado los humanos.

Señaló en dirección a Alea, y la elfa se quedó paralizada durante un breve instante. ¿Acaso la habían descubierto? Sin embargo, el caudillo señaló a continuación en otras direcciones, y Alea se dio cuenta de lo que estaba haciendo. Delimitaba sus dominios, igual que un cooshee al marcar el territorio: toda aquella tierra le pertenecía. Un fuego empezó a arder en su interior, subiendo hasta su garganta. ¿Cómo se atrevían esos salvajes a reclamar como suyo el territorio de caza que pertenecía a los elfos?

O las abandonaran a edad temprana, para que aprendieran a cuidarse por sí mismas. En aquel instante llegaron los últimos moradores del campamento, arrastrando un gamo enorme: ¡otra pieza cobrada en los bosques, propiedad de los elfos y los lobos! Dos ciervos se asaban en el fuego, y otra pareja harapienta mataba el tiempo entre una nube de moscas. Alea maldijo entre dientes. ¡No necesitaban comida, pero seguían expoliando el bosque! Hacía dos días que había encontrado el lugar donde habían cazado los humanos.

Download PDF sample

Rated 4.67 of 5 – based on 23 votes