El Frio (Spanish Edition) by Thomas Bernhard

By Thomas Bernhard

Show description

Read or Download El Frio (Spanish Edition) PDF

Best literatura y ficcion books

El Paraiso En La Otra Esquina

A century handed among the delivery of plants Trist? n and the demise of her grandson, the nice painter Paul Gauguin. They by no means met, yet either dreamed, each one of their personal means, with a greater international. With this novel we get to grasp those nice personalities that had comparable features: a magnificent stubbornness and a bulletproof decision and motivation.

Obras completas 1975-1985 (Spanish Edition)

Obras completas Vol III: 1975-1985

Luna Nueva (New Moon) (Twilight Saga, Book 2)

Legions of readers entranced by way of the recent York occasions bestseller Twilight will not be dissatisfied by way of this gripping sequel. In New Moon, Stephenie Meyer can provide one other impossible to resist mix of romance and suspense with a supernatural twist. Passionate, riveting, and deeply relocating, this vampire love saga is definitely on its method to literary immortality.

El fraude de la Sábana Santa

Un artista anonimo del siglo XIV descubrio los principios de los angeles fotografia y falsifico el sudario de Cristo. Hoy, aquella reliquia ha dado origen a una seudociencia, sustentada por poderosas asociaciones y sectas de todo el mundo. El objeto de sindonologia es probar con argumentos cientificos que Cristo fue Dios.

Extra resources for El Frio (Spanish Edition)

Sample text

Sólo habían pasado unos meses desde ese error técnico, pero al fin y al cabo yo no tenía otra opción que consentir en todo lo que ahora iba a ocurrirme, tenía que ocurrirme. En realidad, naturalmente, yo no podía tener la menor idea de cirugía pulmonar, cómo hubiera podido tenerla, y había tenido que someterme a todo lo que se proponían hacer conmigo. Dejé que ocurriera todo con la impasibilidad del conmocionado y espantado. Me alojaron también aquí, en el barracón de pulmón, en una gran sala, en la que había por lo menos una docena de camas, las mismas camas de hierro que conocía ya de mi primera estancia en el hospital, en el servicio de medicina interna.

Mientras iba con mi abuela y mi tutor detrás del ataúd, me dio de pronto un ataque de risa, con el que había tenido que luchar durante toda la ceremonia. Una y otra vez oía la palabra Pavian1 por todos lados, y finalmente me vi obligado a dejar el cementerio antes de que acabase la ceremonia. ¡Pavian! ¡Pavian! ¡Pavian! resonaba en mis oídos, y huí a la desesperada y sin los míos del pueblo y me dirigí a Salzburgo. Me acurruqué en un rincón del piso y esperé, profundamente asustado, el regreso de los míos.

Como es natural, siempre resultaba penoso y de ningún modo sin dolor el levantarse, sólo lo pude hacer lentamente y me puse detrás de la pantalla de rayos. Sin embargo, apenas había adoptado la posición deseada, tuve un ataque de tos y me desmayé. Todavía pude oír como el profesor decía, Dios santo, le he hecho otro neumo, y luego me encontré otra vez en un sofá que había en el rincón. Mi desmayo no podía haber durado mucho tiempo, oí cómo la ayudante de la consulta despedía a las personas que había en la sala de espera.

Download PDF sample

Rated 4.58 of 5 – based on 13 votes